Gamma GT ALTA, ¿Cómo bajarla? Causas y síntomas

Se considera que tenemos la Gamma GT alta en sangre cuando sus valores en un análisis sanguíneo superan las 51 unidades por litro en hombres y las 35 unidades por litro en mujeres, aunque estos baremos pueden cambiar ligeramente dependiendo del laboratorio donde se haga el estudio. Por ello, antes de alarmarse cuando los resultados muestran Gamma GT alta hay que valorar todas la posibilidades, pues incluso la edad puede ser la causa, ya que las personas mayores de 60 años suelen tener estos valores un poco más altos.

Pero, empecemos por el principio, puesto que no somos expertos en medicina ¿Qué rayos es Gamma GT? La gamma glutamil transferasa (GGT), es una enzima presente en diversos órganos, como los el bazo, los riñones, el páncreas o el intestino, pero sobre todo se encuentra presente el hígado, donde su función es mayormente la de metabolizar fármacos y otras toxinas como el alcohol que ingerimos. Por ello, en muchas ocasiones un nivel alto de esta enzima puede estar relacionado con un abuso en el consumo de alcohol y drogas, aunque como veremos en este texto no siempre son esas las causas de su aumento.

valores y causas de la gamma gt alta

Vía: slideshare.net

Causas para tener la Gamma GT alta en sangre

Hay varios factores por el cuales el GGT puede salir elevado en un análisis de sangre. Pero empecemos con uno de los más básicos: el alcohol. Si tomaste alcohol la noche anterior en abundancia, seguro por eso la prueba se vio afectada. Por lo general, los alcohólicos siempre tendrán la gamma GT alta; así que este examen también se realiza, para reconocer a una persona alcohólica cuando esta niega su estado.

médico trabajando en un análisis de gamma gt

Otro factor son los medicamentos como los anticonvulsivos, pastillas anticonceptivas, fármacos para reducir el colesterol; entre otros. Es por eso, que tu médico de cabecera, debe estar atento a tus reacciones sobre cualquier medicamento. Así protege tu salud de algunas dolencias o efectos adversos que pueden tener algunos medicamentos.

Enfermedades como la hepatitis, la pancreatitis  y en general cualquier trastorno relacionado con el páncreas y el hígado pueden causar un aumento en los niveles de Gamma GT. Asimismo, la diabetes y hasta una insuficiencia cardiaca también podría alterar estos valores. Es por eso, que ante un examen con los valores de Gamma GT alta siempre es necesario acudir al médico. Solo él puede determinar si se trata de un aumento circunstancial o si nos encontramos ante una enfermedad más grave que deba ser tratada.

Síntomas de un aumento los valores de Gamma GT

Los síntomas visibles ante un problema de Gamma GT alta pueden variar de una persona a otra, pero por lo general esta prueba se le solicita a aquellos que presentan síntomas relacionados con problemas en el hígado. Estos pueden ser: vómitos, fatiga, inflamación abdominal, pérdida del apetito, orina oscura o excremento con color débil. Si tienes alguno de estos síntomas no dudes en acudir al laboratorio o centro de salud más cercano para realizarte esta prueba.

¿Cómo bajar los valores de GGT?

Si consumes alcohol lo primero que tienes que hacer es dejar de hacerlo y prohibirlo de forma rotunda de tu vida. Cambiar tu dieta puede ayudarte, por ejemplo comer de forma más sana será un factor que podrá hacer que la Gamma GT alta en el hígado disminuya hasta llegar a niveles normales. Por lo general, debe ser un médico quien te diga lo que debes comer y lo que no, dependiendo de tu organismo.

Sin embargo, ten en cuenta que lo que se busca es disminuir los depósitos de grasa del hígado y en eso las verduras de color verde te ayudarán: Hojas de mostaza, espinaca, nabo, col rizada, entre otras. Puedes comer tanta lechuga como sea posible, llena tus platos de ensalada y procura evitar harinas y cualquier producto graso. La alimentación jugará un papel fundamental así que no la descuides.

¡Consumir fibra será esencial! La fibra —aunque muchos no hagan mención de ella— tiene ventajas maravillosas en materia de la salud. En el caso, de la salud de nuestro hígado juega un papel fundamental porque ayuda a que éste no absorba el colesterol. De este modo, este órgano tan vital para nuestra salud no tendrá que esforzarse demasiado y podrá “descansar” como es debido. También aumenta la secreción de bilis lo que es buenísimo para la digestión.

Consideraciones antes de hacerse el análisis de sangre

Ten en cuenta que este análisis se hace tras extraer una muestra de tu sangre. Por lo general se hace acompañado de otros exámenes como la bilirrubina, alanina transaminasa y  fosfatasa alcalina. Todo esto se evalúa para poder identificar enfermedades biliares o trastornos en el hígado. Cuando te vayas a hacer la prueba lo mejor es que no tomes ningún medicamento para que la misma no se vea afectada.

Por ejemplo hay fármacos que pueden aumentar o bajar los valores de la Gamma GT. Los anticonceptivos, pueden bajarla; mientras que el alcohol, fenobarbital y fenitoína pueden subir los valores. Así que si ya te hiciste el examen y no tomaste en consideración esto, lo mejor es que repitas la prueba para que puedas saber el valor real en el cual tienes esta enzima.

Conclusión

Tener altos los niveles de GGT a todos puede ponernos los pelos de punta. Primero porque al buscar en Google con solo ver la palabra tumor nos sentimos desfallecer. Y no es para menos, todos sentimos miedo cuando nuestra salud está en juego. Pero no desesperes, si tienes estos niveles altos lo primero que tienes que hacer es acudir al médico. Dependiendo de tu caso este te hará una serie de nuevos exámenes para ir descartando lo que puede ser y lo que no.

Dependiendo de la causa los pasos a seguir cambiarán, sin embargo en materia de alimentación, comer sano aplica sea cual sea la causa. Si el problema parte de un medicamento lo más probable es que te lo cambien por uno similar, pero que no genere estos efectos en ti. No esperes que sea tarde para acudir con un especialista, ve con uno cuanto antes y no sobrecargues de trabajo a tu hígado.

 


¿Te ha gustado esta infografía?

Comparte esta infografía en tu sitio



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *